11. Un batido llamado maternidad

Este es el título que le puso Laura a una de sus fotos cuando me la mando. No me puede gustar más. 

La maternidad es un poco eso ¿no?: una mezcla extraña entre diferentes ingredientes que hace el resultado único, delicioso (a veces), que te deja con el estómago ligeramente revuelto y de la cual siempre quieres más aunque no sabes muy bien decir porque. 

Ser madre es un viaje, una aventura y Laura se encontró muchos baches en el camino: 2 años de espera para quedarse embarazada, hiperémesis gravídica (vómitos -épicos- durante TODO el embarazo hasta el parto…), cesarea, sentimientos complejos en el post parto.

Pero Laura tiene este super Mamapower, el de convertir sus dificultades  en poemas divertidisimos y conmovedores, de esos que te gustan tanto que le sonríes (tontamente) a tu móvil leyendolos -seguro que no soy la única que sonrie tontamente al móvil-. Una catarsis en la cual muchas de nosotras nos sentimos identificadas y reflejadas. 

Como no la iba a entrevistar!! 

Ademas tenemos a Bebestia en special guest en la mitad de la entrevista. 

Mil gracias Laura por hacer nos reir y llorar y ser la perfecta madre imperfecta.

Los 10 tips de Laura

  1. El primero, y el más importante. El porqué de mi proyecto: LA MATERNIDAD NO ES TAN ROSA COMO LA PINTAN. Hubiera estado bien saberlo.
  2. La lactancia es tan dura como mágica. Tendrás muchas ganas de ir a buscar un biberón los primeros días, pero si todo evoluciona como debe, llegará un momento en que te encantará. Eso sí, lo primero es lo primero. TÚ tienes que encontrarte bien física y mentalmente. Sino, el biberón no es el diablo, que lo sepas 😉
  3. Las hojas de col son un gran truco del almendruco para la mastitis. Ojalá no tengas nunca (dolorrrr), pero si te ocurre, ¡pruébalas!
  4. Deja llorar a tu bebé. ¡Es coña! No lo hagas jamás. No llora por vicio (no escuches a las abuelas), te necesita . Además, luego crece y ya no quiere tanto bracito de mamá. Aprovecha cuando sí amiga 😉
  5. Rodéate de otras mujeres que estén pasando por lo mismo que tú. Me fue ideal apuntarme con la Bebestia a clases de mamifit, música, baile, piscina,… Allí conocí a otras madres increíbles y me abrí a ellas de forma natural. Todas estábamos igual de jodidas jaja Ahora aún nos vemos y conservamos ese vínculo.
  6. Tú eres la que más sabe lo que le conviene a tu hijx. Puedes pedir consejo, ayuda, pero la decisión final es tuya. Vale, y si tienes pareja, de ella también (casi) siempre 😉
  7. No critiques a otras madres. Porque ahora que lo eres, entenderás que no mola que que opinen sobre lo que haces con tu cachorro. Yo era de las que algunas veces criticaba, lo confieso. Ahora ya no, palabra 😛
  8. Si tienes pareja, no la olvides. Cuando llega un bebé se convierte en el centro de todo, pero es importante recordar que no tienes un/a compañerx de piso. Buscar momentos solo vuestros es difícil pero fundamental. Los hijxs pueden hacer que el amor entre vosotros crezca o disminuya. Que sea lo primero, ¿no?
  9. No te olvides de ti. Ahora eres madre, pero sigues siendo la de siempre (con algunos cambios físicos y mentales vale 😉 ). No dejes de hacer lo que te gusta, queda con tus amigxs, sal, diviértete. Seguro que tu baby estará en buenas manos mientras tanto.
  10. Mamá, lo estás haciendo de ¡ole, ole y ole! Es algo que deberíamos decirnos nosotras mismas cada día. Pero como no solemos hacerlo, te lo digo yo 😀
 
 

Notas

 Mamá, dáte mimo y echale un ojo a la tienda online de Laura y a su perfil Instagram @elembarazodelosunicornios (y tú tambien dejate llevar y sonriele tontamente a tu móvil;))

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *